El Gran Premio de Catar 2021 será recordado por muchos españoles por el podio número 98 de Fernando Alonso. La victoria de Lewis Hamilton se vio eclipsada por la actuación de “el Nano”. A manos de un Alpine, el asturiano volvió a descorchar el champán siete años después, desde el GP de Hungría 2014.

Desde su vuelta al Gran Circo este mismo año, era imposible imaginar ver a Fernando compartir podio con Max Verstappen y Lewis Hamilton. Ambos están en plena batalla por el mundial y la diferencia entre Mercedes y Red Bull respecto al resto de coches hace aún más meritoria la hazaña del piloto español. Se juntaron nada más y nada menos que 10 títulos mundiales en un mismo podio: los 7 de Hamilton, los 2 de Alonso y el de este año que caerá de manos del británico o del holandés.

El fin de semana del asturiano fue impecable de principio a fin. Para todos los pilotos fue un circuito nuevo, pues nunca habían corrido en Catar más allá del simulador. El sábado del asturiano ya prometía ser una Gran Premio memorable consiguiendo clasificar 5º. Gracias al caos que provocó Gasly en el último intento de la clasificación, Alonso fue cauto y respetó las banderas amarillas y abortó su vuelta; ya tenía una gran posición de salida. Sin emargo, Bottas y Verstappen no aflojaron cuando los comisarios ondearon la banderas amarillas y fueron penalizados con algunos puestos en la parrilla de salida, por lo que Alonso saldría desde la 3ª plaza.

Muchas veces, cuando hay un podio fuera de lo común, suele ser debido a que la carrera ha sido un caos y, casi siempre, teniendo a la lluvia como invitada especial. Sin embargo, el “Nano Podio” fue un hito trabajado por el mismo Fernando, sin suerte ni ayudas.

El objetivo de la salida era adelantar a Gasly y colocarse 2º ya que Verstappen y Bottas llegarían más pronto que tarde a los puestos de arriba. Y así fue, tras cerrar de manera magistral a Verstappen en la primera curva, Alonso realizó un adelantamiento por el exterior a Gasly para ponerse detrás del poleman, Lewis Hamilton.

El Alpine de Alonso tuvo un ritmo de carrera sorprendente después de unas carreras en las que no estuvo a la altura. Pese a ello, Verstappen adelantó al español, Bottas le ganó la partida con la estrategia de neumáticos y Pérez recortaba cada vez más distancia. El sueño del podio parecía acabarse y tocaría conformarse con un gran 5º puesto. Las carreras a veces son impredecibles y la estrategia desde los muros juega un papel fundamental. Bottas pinchó su neumático delantero izquierdo con 34 vueltas, un pequeño golpe de suerte para Fernando que se colocaba 4º.

Fernando seguía la estela de Pérez hasta que el mexicano entró en boxes a 15 vueltas para el final. Red Bull creyó que con los neumáticos que tenía no podría llegar al final de carrera y más teniendo el antecedente del pinchazo de Bottas. El sueño del podio para Alonso pasaba por conservar sus neumáticos duros 33 vueltas y no parar en boxes. Tampoco podía relajarse en exceso porque Pérez llegaría al final de carrera con mejores neumáticos. En el camino de la remontada de Pérez se topó con el Alpine de Esteban Ocon, que le devolvió el favor al asturiano tras lo acaecido en GP de Hungría de este año. El francés aguantó en paralelo al piloto mexicano durante algunas curvas, pero el Red Bull era un cohete.

El estrés de las gomas de Alonso estaba al límite y más pilotos pincharon sus neumáticos con varias vueltas a la espalda. La pregunta ya no era si Pérez alcanzaría a Fernando, que era poco probable, sino si las gomas del español aguantarían. Por suerte, el pinchazo de Latifi a falta de dos vueltas provocó un Virtual Safety Car que daba medio podio al español. Ningún piloto podría superar el ritmo establecido en su volante durante el periodo de VSC, por lo que Alonso debió limitarse a mantener el coche por lo negro.

La tan ansiada bandera de cuadros llegó, y con ella, el podio para el piloto español. Por delante de él acabó Verstappen en 2º lugar y Lewis Hamilton en lo más alto del podio tras una carrera cómoda. Fernando Alonso está más de vuelta que nunca y quizás este podio sea la base de “El Plan” para el año que viene.

Deja un comentario