Los interrogantes sobre la nueva cepa del coronavirus

Imagen vía EFE

La alarma saltó el sábado, momento en el que el primer ministro británico, Boris Johnson, impuso medidas severas de control epidemiológico en Londres y el sureste de Inglaterra tras anunciar que una nueva cepa de la Covid-19 se estaba expandiendo rápidamente y se encontraba fuera de control. A partir de ese momento, países de la Unión Europea se plantearon cerrar el tráfico aéreo con las islas británicas.

Según el ministro de Sanidad británico, Matt Hancock, la nueva y desconocida cepa del coronavirus podría ser mucho más contagiosa que el virus original. Sin embargo, mientras que muchos países se blindan ante una nueva potencial amenaza, los expertos hablan sobre las preguntas que plantea el descubrimiento de la nueva cepa.

Los expertos indican que parece ser una mutación con una mayor tasa de infección. Es decir, el virus ha mutado y ahora tiene una cepa con una mayor facilidad de adhesión a nuestro organismo. Los números indican que la nueva cepa del coronavirus podría llegar a ser entre un 40% y un 70% más infecciosa que las mutaciones comunes. Así pues, el comité sanitario británico acusa el repunte de contagiados y de hospitalizaciones desde mediados de diciembre a la expansión descontrolada de esta nueva cepa.

Patrick Vallance, asesor científico del Gobierno británico, afirma que la nueva cepa de la Covid-19 podría haberse originado en Londres o en el sureste de Inglaterra en septiembre y, a partir de entonces, comenzó su propagación. No obstante, la OMS ya ha comunicado que se han rastreado casos de la nueva cepa en Países Bajos, Sudáfrica, Dinamarca o Australia. Por este motivo, países como Alemania, Francia, Austria o Bélgica suspendan desde hoy vuelos desde Reino Unido. De hecho, el Gobierno francés se ha reunido hoy para determinar medidas para identificar y rastrear viajeros procedentes de las islas británicas.

Los expertos se encuentran todavía en una fase de desconocimiento. Hasta la fecha, se han encontrado unas 300.000 mutaciones de la Covid-19. Aunque esta parece aumentar la tasa de infección, los científicos no están seguros de si esto repercutirá en la tasa de mortalidad o en la respuesta inmunológica del organismo. La mayoría de ellos se muestran prudentes y creen que la nueva cepa no representará un cambio sustancial en la lucha contra la pandemia. Además, la comunidad científica no cree que esta nueva cepa afecte a la vacuna y si lo hiciera, sería mucho más fácil y rápido desarrollar una vacuna eficaz contra esta mutación.

20:30 Ampliación: el ministro de Sanidad alemán ha afirmado que las vacunas son eficaces contra la nueva cepa del virus.