Haaland y compañía aplastan al Schalke 04

Ha vuelto el fútbol, y con él, la primera competición desde el parón, la Bundesliga. Puede que no sea nuestra amada Liga Santander, o la frenética Premier League, pero el fútbol es fútbol, y estábamos todos ansiosos de volver.

Y qué mejor manera de volver que con un partido así, en el que los muchachos de Lucien Favre han demostrado su valía, y presentado su candidatura a virlarle el título al Bayern de una vez por todas.

RESUMEN DEL PARTIDO

Se reanudaba la competición alemana con muchas ganas y sin ningún aficionado en las gradas del Signal Iduna Park, ni siquiera en el conocido y carismático Yellow Wall.
Pese a las extrañas circunstancias, el Dortmund salió con ganas y mordiendo, algo que copió el Schalke y por medio de la calidad de Harit y las incisiones de Caligiuri se lanazaron al ataque, algo que pagaron caro tras 10 minutos de juego. Entonces Håland, a pase del jugador destacado del partido, Julian Brandt, remató para encajar el balón en la portería de un desafortunado Schubert, con lo que se coloca como el primer goleador de la época Coronavirus.
Continuaba asediando el arco de Gelsenkirchen el Borussia Dortmund, y no se irían a la segunda parte sin otro gol, que llegó después de una jugada de combinación entre Guerreiro y Brandt, que finalizaba el carrilero franco-portugués.

Ya en la segunda parte no esperó demasiado el Dortmund para meterse el partido en la buchaca colocando el tres a cero en el electrónico por medio, esta vez, de Thorgan Hazard, que en un principio no sería titular, pero que lo acabó siendo en detrimento de Giovanni Reyna, que sufrió una lesión durante el calentamiento; el belga marcaba el tercero, en una acción que podía resultar dudosa y polémica, primero por la ley de la ventaja aplicada en el desarrollo de la misma por una falta sobre Erling Haaland, y después por un aparente fuera de juego aparente en un principio del propio Hazard, que no lo era en absluto.

Ya en el minuto 70, volvió a marcar de nuevo el Borussia, y de nuevo Guerreiro para ensartar al Schalke en la espada de fútbol que han demostrado.
A partir de ese momento lo más destacable fueron las entradas al campo de Jadon Sancho, con un look de lo más “peludo”, y el del joven Leonardo Balerdi, que ha destacado en un par de acciones.

Se coloca de esta manera a un punto del Bayern el conjunto amarillo, y se distancia aún más de su principal perseguidor, el Leipzig, tras su pinchazo ante el Friburgo.

JUGADORES DESTACADOS

Por encima de la actuación colectiva de ambos equipos, ha habido tres jugadores que han resaltado por encima de sus compañeros:

  • RAPHAEL GUERREIRO: Con sus dos goles y una gran actuación en el partido, haciendo en ocasiones de lateral, en otras de extremo, e incluso de mediocentro, se ha consolidado en la banda izquierda de los esquemas de Favre.
  • AMINE HARIT: Ha sido el único jugador que ha desarrollado un buen fútbol durante el encuentro, el cual (su equipo) ha estado constantemente buscándolo tanto para iniciar como para finalizar las acciones del conjunto de David Wagner.
  • JULIAN BRANDT: Sin duda el hombre del partido, muchos podrán pensar que este ha sido Haaland o el propio Guerreiro, sin embargo, con dos asistencias (y media) ha sido el más influyente, participando en las cuatro acciones de gol y repartiendo juego desde el centro a los laterales y a Sancho posteriormente; y demostrando que jugando por el centro, rinde mejor que escorado a banda o en un doble pivote.

Este ha sido el análisis de la vuelta del fútbol al panorama europeo, volveremos con más.