Annegret Kramp-Karrenbauer renuncia a la presidencia de la CDU

Annegret Kramp-Karrenbauer, AKK, como es conocida en la política alemana, ha anunciado a los principales líderes del partido de la CDU que “comenzará el proceso de organizar un concurso de liderazgo en verano”.

Esta medida se produce tras la polémica suscitada en la región alemana de Turingia por el apoyo de la CDU al candidato liberal, Thomas Kemmerich, junto con el apoyo de la extrema derecha representada por Alternativa Por Alemania, AfD. Es decir, que la CDU votó junto a la extrema derecha alemana, hecho que no había ocurrido hasta la fecha.

Este apoyo supuso la ruptura del cordón sanitario que había acordado el partido democristiano con AfD. Las críticas no se hicieron esperar e incluso la propia Angela Merkel desacreditó la votación de su partido realizada en Turingia. Horas después Kemmerich renunció a la presidencia del estado alemán, dejando por ahora un vacío de poder que se espera resolver con una convocatoria electoral.

AKK, actual ministra de defensa, venció en diciembre de 2018 a Jens Spahn y Friedrich Merz con una idea principal de continuismo para ser la heredera de Merkel. Su camino de ha visto truncado por estos hechos que han afectado incluso a la coalición de gobierno compuesta por democristianos (CDU) y socialdemócratas (SPD). Ahora se abre un camino de inestabilidad en la CDU que tendrá que volver a elegir a un candidato para las elecciones de 2021 en las que los partidos de gobierno se presentan en una posición debilitada frente al crecimiento de AfD.