5 Malos hábitos que los escritores deben eliminar de su vida

El convertirse en escritor no es una tarea fácil. Con simplemente garabatear en un papel no es suficiente, la escritura aun cuando la veamos desde una perspectiva divertida, relajante o un escape de lo que nos rodea, si de verdad quieres ser un profesional en ella, te apasiona y quieres ser mejor cada día, debes tomarlo como cualquier otro  trabajo u proyecto, uno en el que haya constancia, dedicación y entregues tu corazón en el.

Es por ello que te he traído una pequeña lista de los errores o malos hábitos que cometemos los escritores y que es importante desechar de una buena vez por todas si quieres llegar lejos.

  • Des-organización: Es muy común que suceda al momento de escribir una historia, te dejes llevar por la imaginación y plasmes aquella enorme burbuja de pensamientos en el papel. Sin embargo, cuando algún detalle no termina de encajarte en la obra, comienzas a tachar, hacer bolita los papeles y te frustras.

Es por ello que debes tomar en cuenta que cualquier proyecto que inicies debe tener un respectivo orden, organizar tus ideas es el primer paso, saber de qué va la historia y cuál será el rumbo que ella tomará.

descarga (2)

  • No ser constante: El problema de la mayoría de los escritores radica en la perseverancia. Al no escribir cotidianamente por falta de tiempo, inspiración o sencillamente te da fastidio, de una u otra manera terminará afectándote no solo a nivel personal sino también profesional, por lo que debes corregir de inmediato y tratar de crear un plan que se ajuste a tu agenda, dedicándole a la escritura al menos 5 minutos de tu tiempo.  descarga (3)
  • Falta de lectura: El método infalible que te ayudará a crecer como autor, es la lectura. Con ella aprenderás a como perfeccionar la narración, la forma en la que describes los objetos, personas o la ambientación, podrás enriquecer tu vocabulario tanto para la escritura como a la hora de hablar e inclusive te enseñará cosas que quizás no sabías.descarga (4)
  • Poner la opinión de los demás por encima de la tuya: Es normal que al empezar una obra, tenerla a mitad de camino o haberla culminado, quieras mostrárselo a tus amigos, familiares y hasta gente desconocida para que te den su punto de vista. No obstante, debes tener presente que sus opiniones solo son una guía, no implica que debas dar por sentado que la escritura no es lo tuyo porque ellos consideren que tus escritos no son los suficientemente buenos o debas cambiar completamente la historia ya que a ellos no les gusta el género que escogiste. Al fin y al cabo, la creación es tuya.descarga (5)
  • Desvelarse por escribir: Es entendible que gran parte de las personas que escriben no tengan tiempo de hacerlo en las mañanas o tardes por cuestión de estudios, trabajos, oficio en la casa, entre otras actividades. Siendo más práctico el escribir en las noches, sin embargo, aun cuando la inspiración corra por tus venas a esa hora, no es recomendable quedarse hasta tarde haciéndolo, te quitará horas de sueño y pondrá en riesgo tu productividad al día siguiente.descarga (6)