Nace un oso polar en el zoológico de Viena

Los animales tienen algo que nos enternece y si hablamos de osos, el índice de amor se dispara. En Viena están de celebración por el nacimiento de un nuevo inquilino muy especial: un oso polar de sólo 500 gramos.

El pequeño osezno nació junto a un hermano, pero lamentablemente éste falleció poco después. Su madre, Nora, se centra ahora en el cuidado de la pequeña cría con la ayuda de los cuidadores del zoológico más antiguo del mundo.

Desde Leteo le deseamos una feliz vida al cachorro que tanto nos ha enternecido.